Con su mudanza a Zacatepec, no quedó rastro de Lobos BUAP

Foto: Cortesía

Deportes

La mudanza de Lobos a Zacatepec no solo fue para dejar a la BUAP de nuevo sin equipo profesional, sino también incluyó un refuerzo poblano con el que encararán la nueva temporada de la Liga de Balompié Mexicana. 

Luego de que se confirmara que la BUAP no cedió los derechos de marca ni el comodato para el estadio Universitario, además de las redes sociales de los lobunos, también algunos de los refuerzos que habían anunciado quedaron desligados. 

César Cercado y Daniel Tehuitzil, quienes habían sido anunciados con bombo y platillo para su retorno a los licántropos, desistieron de incluirse en la mudanza a Morelos y se enrolaron con Coyotes de Tlaxcala, equipo que jugará en la Liga de Expansión de la Liga MX. 

Por su parte, los nuevos Lobos Zacatepec comenzaron a revelar sus nuevos jugadores, entre los que está el poblano Carlo Licona, quien tuvo un paso por los equipos juveniles de Puebla y Lobos BUAP, y que, con 27 años, tendrá una oportunidad más en el futbol profesional. 

Moisés Arce y Ángel Soria, que iban a ser elementos de la Jauría poblana, ya son parte de Zacatepec, aunque por el momento se desconoce qué sucederá con Jorge ‘Cholo’ Ibarra quien también sería futbolista de la BUAP, pero hasta el momento no ha sido anunciado por los morelenses. 

 

Temas relacionados: