26
Jue, May

Por: Cortesía

Tlaxcala

Tlaxcala, sin registro por crímenes de odio

Tlaxcala, Tlax.- En Tlaxcala son bajos los registros de discriminación, pues la prevalencia es de 21.4 % en lapoblaciónde 18 años de edad y más por motivos distintos ocondición personal, reveló la Encuesta Nacional sobre Discriminación 2017 del instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Las cifras son pocas en el rubro de discriminación y acoso, pero no hay registros en las estadísticas de crímenes de odio en la entidad, ello no significa que no ocurran estos hechos, más bien es la omisión de instituciones y la falta de denuncias.

En el tema de discriminación, el Inegi precisa que las entidades que se encuentran en la clasificación de mayor prevalencia son Puebla, Colima, Guerrero,, Oaxaca y Morelos. Mientras que Tlaxcala se sitúa en el segundo bloque con altos índices, pues se ubica con el 21.4 %, tasa que solo es superada por Quintana Roo con el 23.6 %.

Los motivos más frecuentes son la apariencia, creencias religiosas, sexualidad, edad, vivienda, manera de hablar, clase social y orientación social.

Además, en el país la prevalencia de discriminación por orientación sexual es del 3.2 % en población de 18 años de edad y más, quienes también han padecido la negación de derechos hasta en un 41.8 % por el hecho de no ser heterosexuales.

Respecto al acoso, el Informe Especial sobre la situación de los derechos humanos de las personas lesbianas, gay, bisexuales, travestis, transgénero, transexuales e intersexuales (LGBTI) en México, detalla que en Tlaxcala se registran tres casos de acoso por orientación sexual en las instituciones educativas. Los hechos fueron del tipo psicológico y discriminatorio, de ahí que descartaron la agresión física, sexual y ciberacoso.

La entidad que registra el mayor número de casos es Quintana Roo con 25, le sigue Morelos con 13, la Ciudad de México con siete, Hidalgo con tres, Guanajuato y Aguascalientes solo registran un hecho de este tipo.

El hecho sigue presente a pesar de las capacitaciones, acciones afirmativas y políticas públicas con las que operaron de manera diferenciada las Secretarías o Institutos de Educación Pública estatales, las manifestaciones de homo, lesbo, bi y transfobia son hechos que dan cuenta de la violencia que se traduce en agravios de diferente naturaleza contra niñas, niños y adolescentes LGBTI.

 

Temas relacionados: