El Inegi tomará en cuenta el precio de los tacos que te comes para su nuevo subíndice inflacionario

Foto: Cortesía

Nacional

Los precios en taquerías, loncherías, hoteles, transporte y comunicaciones, y de productos como el pollo, cebolla y jitomate, entre otros agropecuarios, conforman la canasta de bienes y servicios de un nuevo subíndice de la inflación que divulgará el Inegi a partir de la próxima semana.

Se trata del Índice de Precios de la Canasta de Consumo Mínimo (IPCCM), que tiene el propósito de dar seguimiento a las variaciones de una canasta de referencia conformada por 176 productos y servicios del Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC).

Los bienes y servicios considerados fueron retomados de la canasta que utiliza el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) para la medición multidimensional de la pobreza.

“Se retomaron los criterios de la construcción de las líneas de pobreza por ingresos de 2006, basados en dos principios: que su contenido fuera acorde con el consumo habitual de los hogares mexicanos, y satisficieran los requerimientos nutricionales y económicos”, indicó el Inegi.

Así, de acuerdo con la institución, el nuevo índice permitirá medir los cambios en los precios de productos que atienden a recomendaciones nutricionales y energéticas en la parte alimentaria, mientras que, en el componente no alimentario contempla bienes y servicios de carácter esencial como vestido, transporte, salud, educación y recreación, entre otros, acordes a los patrones de consumo de las familias.

“El seguimiento a los precios de los productos y servicios que componen la canasta del IPCCM es de interés para la sociedad mexicana, pues dichos cambios afectan el poder adquisitivo real de las familias en la atención de sus necesidades esenciales”, destacó el Inegi.

Se diferencia significativamente del Índice de Precios al Consumidor de la Canasta Básica, que se publica a partir de 1998 y contempla solo 82 precios genéricos, cuyo contenido no refleja un patrón de consumo actualizado, ya que excluye bienes y servicios como el pollo, la cebolla, el jitomate y otros agropecuarios, así como servicios de agua, educación y salud, entre otros.

Los alimentos y bebidas no alcohólicas tendrán la mayor ponderación con el 32.52 por ciento y suma 39 genéricos, seguido de transporte que representará el 15.31 por ciento y cuenta con 9 genéricos.

Entre otros artículos y servicios que se encuentran están prendan de vestir y calzado, vivienda agua, electricidad y gas, muebles, artículos para el hogar, salud, comunicaciones, recreación y cultura.

La divulgación de este indicador será mensual, y contemplará 55 áreas geográficas de las 32 entidades federativas para el levantamiento de las cotizaciones.

 

Temas relacionados: