14
Dom, Ago

Por: Cortesía

Nacional

Consulta Energética: México, dispuesto a 'ceder poquito' en T-MEC pero sin miedo al panel, dice Clouthier

Aunque se defenderá la soberanía de México, el Gobierno de México está dispuesto a ceder 'poquito' en las negociaciones por la consulta energética solicitadas por el gobierno de Estados Unidos en el marco del Tratado México-Estados Unidos-Canadá (T-MEC).

En entrevista con Joaquín López-Dóriga, la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier, reconoció que hay espacio para hacer ajustes a algunas normas aplicadas en México para dar mejores condiciones a las empresas extranjeras en el mercado energético nacional sin perjudicar a Pemex.

"Vamos a poner, son 4 puntos donde ellos (EU) reclaman. Vamos a poner que no somos capaces de ponernos de acuerdo en 1, bueno, a lo mejor que eso lo decida un (panel) contencioso, no lo sé. Pero ahorita estamos en la etapa de consultas donde estamos buscando poder llegar a encontrar posibles soluciones si es que las partes especialistas en cada una de sus áreas ven que hay espacio para ello", explicó.

Ejemplificó que se podría ajustar una medida que dio una prórroga concedida a Pemex para la aplicación de una norma que exige que la empresa productiva del Estado produzca diésel de bajo azufre en el país, misma que se retrasó en 2019 por 5 años, es decir, hasta 2024.

"Hay algunos puntos en la negociación como el caso que expongo ahorita donde no necesariamente se pierde soberanía, habrá otros donde la interpretación per se de esto podría interpretarse como pérdida de soberanía, y es ahí donde entra la claridad que tiene el presidente puesta en la mesa", resaltó Tatiana Clouthier en relación con la consulta energética por el T-MEC.

Sobre la carta que dijo el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) que envió a su homólogo estadounidense, Joe Biden, el pasado martes, Tatiana Clouthier dijo desconocer su contenido. 

Estados Unidos solicitó al gobierno mexicano el pasado 20 de julio consultas para la resolución de controversias comerciales con el país en el marco del T-MEC. Ello porque consideró que hay políticas energéticas mexicanas que considera “discriminatorias” con sus empresas que operan en el país. 

TEMAS