20
Mié, Ene

Esta es la historia que dio origen a la tradición de beber ponche en Navidad

Foto: Cortesía

Artículo

El ponche Navideño, la bebida de fiestas decembrinas por excelencia que nos ha alegrado el corazón y calentado el cuerpo desde que éramos unos pequeños infantes y esperábamos con ansias la llegada de Santa Claus a un lado del árbol de Navidad.

Lo que no sabemos es que esta es una bebida con orígenes en un país sin Navidad.

Al llegar la Navidad, esta viene acompañada de todo tipo de parafernalia representativa de esta época del año que a todos nos trae buenos recuerdos familiares y nos enciende la alegría y las ganas de compartir. Para mí la Navidad es mucho más que regalos, pinos decorados y suéteres con colores y motivos navideños. Para mí es una excitación de sentidos que me recuerdan a aquellos momentos que compartía con toda mi familia en la casa de mis padres, donde, al rededor de la chimenea se reunían todos los adultos a platicar sobre cómo les había ido ese año mientras que los primos no poníamos jugar y ver películas de temporada en el la sala de televisión y platicar sobre nuestra carta a Papá Noel.

Una de las principales cosas que desatan cada año esos bellos recuerdos son los olores. Y el ponche de navidad es el que para mí, se ha vuelto mi más querido artilugio de goce durante estas temporadas. Por eso me interesó mucho comprender de dónde viene y porque adoptamos el ponche de navidad en México.

Empecemos por el principio

El ponche tiene sus orígenes en la India (país mayormente Hindú por lo que ahí la Navidad cristiana no se celebra como tal) ahí se le conoce con el nombre de “pãc”, el cual significa “cinco” que son el número de ingredientes de los que esta conformado, aguardiente de vino de palma, azúcar, limón, agua, y té. Con el dominio Ingles sobre este país asiático esta bebida fue adoptada y llevada a Inglaterra, en donde se le daría el nombre de “punch”, el cual sería adaptado por lo demás países europeos incluyendo a España por lo que en español se le denominó como “ponche”. A su llegada a México los españoles lo trajeron con ellos.

Pero, ¿Por qué fue adoptado como bebida de Navidad?

Cuando los evangelizadores llegaron a México estos suplantaron el culto al dios de la guerra Huitzilopochtli por la práctica europea de preparación para la Navidad y con ello la preparación para esta fiesta eran las posadas. Por eso el ponche es una de las bebidas representativas de está temporada y se toma durante todas las posadas que van desde el 16 hasta el 23 de diciembre.

 

Temas relacionados: