Peste medieval: ¿Qué es la peste bubónica y cómo se manifiesta en el ser humano?

Foto: Cortesía

Internacional

Dos casos de peste bubónica se han confirmado en Mongolia, por lo que el gobierno decidió cerrar su frontera con Rusia, para evitar la propagación a otros países. Esto quiere decir que una de las pandemias más fuertes en toda la historia de la humanidad estaría de regreso.

Pero, ¿qué es la peste bubónica?

La peste bubónica o peste negra es originaria de Asia Central y se define como una infección producida por la bacteria Yersinia pestis,la cual se encuentra en animales pequeños y en pulgas que los parasitan.

Se transmite del animal al ser humano por la picadura de las pulgas infectadas, por contacto directo, inhalación y por ingestión de materiales infecciosas.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) existen dos tipos de pestes: la bubónica y neumónica. La primera es más común y está provocada por la picadura de la pulga en la que predomina la inflamación de ganglios infectados en órganos sexuales y ojos. Mientras que, cuando predomina la afectación pulmonar la enfermedad es llamada peste neumónica.

¿Cuáles son los síntomas?

Son síntomas similares a los de la gripe y se presentan de uno a 7 días después de la exposición a la bacteria. Además, se incluye la fiebre, dolor de cabeza y vómitos. Los ganglios linfáticos inflamados y dolorosos se producen en las áreas más cercanas a la zona donde la bacteria ingresó al organismo.

En ausencia de tratamiento, la peste puede provocar la muerte en poco tiempo, por lo que el diagnóstico precoz y el tratamiento inmediato son esenciales para la supervivencia. Los antibióticos y el tratamiento de los síntomas son eficaces, si la peste se diagnostica a tiempo.

Cabe recordar que la peste bubónica se registró a finales de la Edad Media (1340-1400 d.C) en Europa y acabó con un tercio de la población humana.

 

Temas relacionados: