¡Apaga la luz! Esta noche es la Hora del Planeta

Internacional

La Hora del Planeta, es el acto mundial de apagado de luces que se celebra anualmente, y nos hace recordar el impacto del gasto energético sobre el cambio climático y el papel clave de la naturaleza. Te recomendamos: Santander se une a la Hora del Planeta y apagará luces en sus sedes principales. Esta fecha se celebró por primera ocasión en Sídney, Australia, el 31 de marzo de 2007, entre las 19:30 y las 20:30 horas y nació con la idea de concientizar al mundo sobre el problema del cambio climático y buscar nuevas acciones que reviertan el calentamiento global.

En aquel entonces el ahorro de energía en la ciudad durante ese tiempo se estimó entre 2.1 y 10.2 por ciento. La participación de los habitantes se estimó en 2.2 millones. En la emblemática fecha, numerosos monumentos y edificios simbólicos como la Torre de Shanghái, el Puerto Victoria de Hong Kong, la torre Burj Khalifa de Dubái, la plaza Roja de Moscú, la Acrópolis de Atenas, la Torre Eiffel de París, las pirámides de Egipto, la basílica de San Pedro de Roma, el Big Ben de Londres, el Corcovado de Río y la sede de la ONU en Nueva York, apagarán sus luces en la misma hora como en aquel 31 de marzo de 2007.

Organizada por WWF, la movilización que celebra su 13ª edición, también propone apagar las luces a nivel individual. El año pasado, casi 7 mil ciudades en 187 países apagaron sus edificios emblemáticos, según el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF). En la actualidad, 156 empresas alrededor del mundo se han sumado a la iniciativa, así como 160 organizaciones de sociedad civil y más de 7 mil 700 ciudadanos, de acuerdo con WWF. Mientras que la naturaleza es amenazada "a un ritmo inédito" y hace frente al "desafío constante del cambio climático", la Hora del Planeta de 2019 quiere subrayar su importancia para la supervivencia, afirmó la ONG internacional.

Si bien esta acción en varias ciudades del mundo es un gesto simbólico, la iniciativa ha liderado campañas exitosas en la última década para prohibir, por ejemplo, los plásticos en las islas Galápagos y plantar 17 millones de árboles en Kazajistán. Según el último informe "Planeta vivo", publicado por WWF en 2018, entre 1970 y 2014, los ejemplares de vertebrados cayeron un 60 por ciento a nivel mundial. Un declive que alcanzó 89 por ciento en los trópicos, en América del Sur y central.

Contrata este espacio publicitario
Regístrese a nuestro boletín electrónico para recibir notificaciones de las noticias mas relevantes.
Contrata este espacio publicitario