Ángeles Verdes, por recorte, sólo trabajarán fin de semana, en BCS

Foto: Cortesía

Estados

La Paz, BCS.- Los recortes en la Secretaría de Turismo federal han puesto contra las cuerdas a la agrupación Ángeles Verdes, pues ahora se ha visto obligada a reducir los días de auxilio en carreteras, por falta de combustible.

David Ortega, jefe de la agrupación en Baja California Sur, expuso que los Ángeles Verdes trabajarán únicamente de viernes a domingo para ayudar a los viajeros que tengan problemas con sus vehículos en la carretera transpeninsular.

Debido a los recortes programados para la Secretaría de Turismo federal, del 75 por ciento en gastos operativos, la corporación ahora recibe 10 litros diarios de combustible para cada unidad.

Hasta hace un mes, en promedio, recibían 20 litros diarios para cada unidad, de lunes a jueves, y 30 litros para cada vehículo, de viernes a domingo.

Durante las primeras semanas de junio, los Ángeles Verdes permanecieron en protesta ante los recortes, sólo realizaron trabajo administrativo desde oficinas sin salir a carreteras; sin embargo, no han logrado revertir este “reajuste” que les quitará tres cuartas partes del recurso para operar.

Al ser Baja California Sur una entidad cuya actividad económica principal es el turismo, el trabajo que aporta esta corporación es esencial para los turistas que se trasladan por las carreteras.

Incluso, antes de iniciar el aislamiento por la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, la agrupación proporcionó auxilio en carretera a mil 243 turistas extranjeros y nacionales.

Aunque los elementos atienden el mayor número de reportes entre la carretera La Paz-Cabo San Lucas y San José del Cabo-La Paz, por ser las de mayor tráfico turístico, los elementos recorren toda la entidad.

El trabajo documentado que realizan habla por sí solo: con corte al mes de marzo de este año, los elementos recorrieron más de 32 mil 200 kilómetros de las redes de carretera de Baja California Sur.

En periodos vacacionales cortos, como Semana Santa, que dura entre siete y 14 días, llegan a atender más de mil reportes de emergencia.

Ahora, a pesar de protestas, solicitudes y exhortos al gobierno federal, no han conseguido dar marcha atrás a este recorte.

 

Temas relacionados: